29 de marzo de 2016

Llega la primavera

Con la llegada de la primavera se me ha ocurrido redecorar y darle un toque de color a los espacios. Vengo con un diy muy sencillo que podéis aplicar para decorar también en una boda. Sólo necesitáis unos tarros de cristal, pintura (con chalk paint queda mejor), pinceles, y periódicos para proteger el espacio de trabajo.
La pintura chalk paint es una pintura efecto pizarra que está en muchos colores, deja un acabado tipo satinado y no necesita previo tratamiento de la superficie a pintar. Se puede aplicar directamente en el objeto y queda muy bonito.
Sólo tenemos que coger el tarro de cristal y pintarlo del color que más nos guste. Lo podemos usar como jarrón decorativo para los centros de mesa de la boda. Pero también lo puedes usar en casa para organizar todos los trastos y tener así un espacio más ordenado.
Si quieres darle ese aspecto vintage, una vez pintado, lija la superfície por distintas partes del tarro y conseguirás ese efecto antiguo que tanto se lleva ahora.



¿Qué os parece? ¿Os gusta?
Nos vemos en el próximo post, besazos!!